Viernes, 25 de julio de 2014
 Primeras visitas
 Si no tiene experiencia  o es la primera vez
 Profesionales
 Búsquedas generales
 Búsquedas en
 1200 revistas
 Calidad de vida
 Casos Clínicos
 Congresos:
 especialidades
 Congresos: temas
 Diagnóstico
 Directrices y Guías
 Clínicas
 Enfermería
 Estudiantes Ciencias
 de La Salud
 Libros en Castellano
 Medicina de Familia
 Medicamentos
 Medline: evidencias
 médicas
 Medline simplificado
 Memoria OPE
 Meta-análisis
 Ministerio S y C
 MIR
 Otras bases de datos
 Perlas médicas
 Reacciones adversas
 Revistas a texto
 completo
 Toma de decisiones
 Trabajo, empleo,
 becas
 Tratamiento
 Pacientes
 Problemas comunes de  Salud. Diagnóstico,
 tratamiento, calidad de
 vida, etc.
 Novedades
 Agencias  Internacionales
 Agencias Nacionales
 Alertas Médicas
 Áreas de interés
 Especialidades
 Procesos comunes
 Utilidades
 ¿Cómo busar recursos  médicos en Internet?
 ¿Cómo utilizar
 Medline?
 Formación continuada:  curso online
 Inscripción
 Recibir diariamente
 las novedades
 Traductor
 Viajes
 

[Volver a índice]

Envíe esta página a un amigo Envíe esta página a un amigo


>> Portada > Pacientes > Hipertensión arterial


HIPERTENSIÓN ARTERIAL
Dr.Pablo Herrero Puente. Especialista en Medicina Familiar y Comunitaria. Hospital Central de Asturias. Oviedo.

Índice:

¿Qué es la hipertensión arterial?

¿Por qué se tiene hipertensión arterial?

¿Qué síntomas puedo notar y cuales son los más precoces?

¿Cómo puede evolucionar la hipertensión arterial?

¿Qué complicaciones tiene la hipertensión arterial?

¿Cómo se diagnostica la hipertensión arterial?

¿Cómo se trata la hipertensión arterial?

¿Qué perspectivas de nuevos tratamientos existen?

¿Puede curarse la hipertensión arterial?

¿Qué factores de riesgo tiene la hipertensión arterial?

¿Cómo se previene la hipertensión arterial?

¿Qué controles debe hacerse una persona hipertensa?

¿Qué no debe hacer una persona hipertensa?

¿Qué debe hacer una persona para saber si es hipertensa?

¿Qué debe usted de saber?

Fecha de actualización: noviembre 2004


¿QUE ES LA HIPERTENSION ARTERIAL?

La Hipertensión arterial (HTA) es una enfermedad crónica y asintomática, presente en un 20% de la población y que consiste en un aumento de las cifras de tensión arterial por encima de unos valores que se consideran normales. Estos valores límites se establecen por convenio, basándose en estudios poblacionales y en los resultados sobre el riesgo-beneficio del tratamiento.
Los valores considerados como normales son de 140 mmHg para la presión arterial sistólica (PAS) y de 90 mmHg para la presión arterial diastólica (PAD), aunque lo más óptimo sería tener niveles de Tensión Arterial por debajo de 120 de PAS y del 80 de PAD.

¿POR QUE SE TIENE HIPERTENSION ARTERIAL?

Los factores que van a influir en que una persona tenga cifras elevadas de tensión arterial (TA) son muy variados, y salvo en los casos en que la HTA es una consecuencia secundaria directa de una enfermedad orgánica, estos factores están muy íntimamente relacionados entre sí.

Destacan factores renales, factores hormonales, la HTA es más frecuente en las mujeres a partir de la menopausia, factores cardiovasculares, su frecuencia aumenta con la edad de las personas probablemente debido al aumento de la rigidez de los vasos sanguíneos por el envejecimiento, toma de fármacos como pueden ser los anticonceptivos hormonales orales, factores genéticos como la herencia, aunque este es un tema que no está muy claro, y la raza, es más frecuente en individuos de raza negra, factores ambientales como son el consumo de sal, la obesidad, la profesión, el estrés, el consumo de alcohol.

¿QUE SINTOMAS PUEDO NOTAR Y CUALES SON LOS MAS PRECOCES?

La HTA es, como ya se comentó al principio, una enfermedad asintomática, y que constituye, la mayoría de las veces un hallazgo casual en un examen de salud rutinario. Es recomendable realizar una toma de Tensión Arterial a todo paciente que acuda a un reconocimiento médico con el fin de realizar una búsqueda oportunista de la enfermedad. Esta toma se repetirá cada cuatro o cinco años entre los 18 y los 40 años de edad, y cada uno o dos años a partir de los 40 años de edad.

Por lo tanto, lo habitual es que usted no note nada que le pueda indicar que padece HTA, aunque a veces se pueden notar molestias poco específicas y que podrían deberse a otra causa, como son cansancio, debilidad, mareos, cefalea de predominio occipital, etc.

 

¿COMO PUEDE EVOLUCIONAR LA HIPERTENSION ARTERIAL?

La HTA, si no se controla correctamente con las distintas opciones de tratamiento de que disponemos, evoluciona dañando un gran número de estructuras del organismo, y determinando, en muchas ocasiones, la causa fundamental de la muerte del individuo. No obstante un correcto control de las cifras de TA, manteniéndolas por debajo de ciertos valores hace que su evolución no sea tan desastrosa. De hecho se considera que la disminución de las muertes por causas cardiovasculares en los últimos tiempos tiene una relación directa con el mejor control de la HTA que se está consiguiendo.

¿QUE COMPLICACIONES TIENE LA HIPERTENSION ARTERIAL?

Las complicaciones de la HTA se deben fundamentalmente a la afectación de diversos órganos y sistemas que son fundamentales para la vida del individuo, a parte de otras afecciones de menor importancia pero que también influyen a la hora de disminuir la calidad de vida de los hipertensos.

La HTA afecta principalmente al corazón haciendo que esté se hipertrofie para poder vencer la resistencia ofrecida por el aumento de la tensión arterial, esto determina que en ocasiones no sea capaz originándose una Insuficiencia Cardiaca, es decir una incapacidad del corazón para realizar sus fusiones normales y que si no se controla puede ocasionar la muerte del individuo. Esta hipertrofia hace también que el corazón necesite una mayor cantidad de oxigeno para funcionar lo que puede originar cuadros de angina de pecho e infartos de miocardio al no recibir todo el que necesita.

Otro de los órganos a los que también afecta es al Sistema Nervioso Central donde puede dar lugar a muy diferentes cuadros que van desde afecciones banales, como son cefaleas occipitales, que son uno de los síntomas precoces mas notables, mareos, inestabilidad, alteraciones visuales, sincopes hasta otras de mayor gravedad como son la hemorragia cerebral o infartos cerebrales.
Afectan también a la retina haciendo que aparezcan alteraciones en el campo visual, visión borrosa e incluso ceguera, esto se debe a alteraciones de los pequeños vasos sanguíneos que irrigan esa estructura. Otros órganos como el riñón se ven también alterados pudiendo llegarse a distintos estadios de mala función renal y pérdida de sangre por el riñón. Los pacientes hipertensos son más propensos a tener hemorragias sobre todo por la nariz y en el caso de las mujeres hemorragias vaginales.

¿COMO SE DIAGNOSTICA LA HIPERTENSION ARTERIAL?

Para hacer el diagnóstico de HTA se utiliza un aparato llamado esfingomanómetro, y la determinación se hace, habitualmente en los brazos. Ante la sospecha, y para una mayor confirmación, hay que hacer varias determinaciones separadas en el tiempo. Lo que se recomienda es hacer como mínimo dos determinaciones separadas un minuto entre ellas en, por lo menos tres visitas, durante un periodo de tiempo de dos semanas a tres meses. Se considera que un paciente es hipertenso, si la media de todas y cada una de las determinaciones de TA están elevadas.

 

¿COMO SE TRATA LA HIPERTENSION ARTERIAL?

El tratamiento de la HTA hay que dividirlo en dos partes que no son excluyentes y que son: A) Las modificaciones en los estilos de vida y; B) El tratamiento farmacológico.

  • Modificaciones de los estilos de vida. Las modificaciones en los estilos de vida han demostrado ser eficaces en la disminución de la TA a la vez que también reducen otros factores de riesgo cardiovascular, que frecuentemente están asociados a la HTA, y todo esto con un escaso coste y unos mínimos efectos secundarios. En ocasiones estas modificaciones, por si solas, no son capaces de controlar la hipertensión, pero si pueden hacer que las dosis y el número de fármacos que haya que utilizar sean menores.
    Las modificaciones que se deben realizar son:
    • Reducción del exceso de peso: El exceso de grasa corporal se asocia con un aumento en la mortalidad por hipertensión. La reducción de, unicamente, 4.5 Kg. reduce la presión arterial en una amplia proporción de personas con sobrepeso e hipertensión a la vez que también puede disminuir otros factores de riesgo como son la diabetes o la hipercolesterolemia. La forma de perder peso se basa en un principio fundamental que es que el gasto de calorías tiene que ser mayor que el ingreso de las mismas, la forma de conseguir esto radica en disminuir el número de calorías que se ingieren y aumentar la actividad física. De todos los ejercicios que se pueden realizar, el jogging y la natación son los mejores p.ej caminar durante 30-45 minutos a buen paso durante al menos tres días a la semana.
    • Disminuir la ingesta de alcohol: El alcohol es un factor de riesgo importante para la hipertensión. La ingesta de alcohol debe reducirse a 30 ml. de etanol al día, lo que corresponde aproximadamente a 720 ml. de cerveza, 300 ml. de vino o 60 ml de whisky, en el caso de los hombres, para las mujeres la cantidad se tiene que reducir a la mitad ya que presentan una mayor susceptibilidad a los efectos del alcohol. Estas cantidades de alcohol a parte de no elevar la TA, se asocian a un menor riesgo de enfermedad cardiovascular.
    • Disminuir la ingesta de sal: La sal que habitualmente se consume no es solo aquella que se utiliza en los guisos sino también la que está presente en alimentos conservados (conservas, salazones, embutidos, etc.) por lo que a la hora de disminuir su consumo es importante que se usen aquellos con una menor cantidad de sal para lo cual conviene leer las etiquetas de los envases para así poder seleccionar estos alimentos.
    • Modificaciones en la dieta: Otro de los factores importantes para la modificación de los estilos de vida consiste en realizar una dieta adecuada con un bajo contenido en grasas, lo que ayuda también a controlar otro factor de riesgo importante como es la hipercolesterolemia, utilizando p.ej. leche desnatada que tiene la misma cantidad de vitaminas y minerales que la leche entera pero con bajos niveles de grasas, con un alto contenido en frutas y vegetales frescos. Desde un punto de vista más práctico las comidas deberían centrarse alrededor de carbohidratos como la pasta, el arroz, legumbres o vegetales, utilizar la carne como una parte de la comida, no como el centro de ella y usar frutas y alimentos bajos en grasas y en calorías.
    • Evitar el tabaco: De esta forma se reduce de forma global el riesgo cardiovascular, y junto con las modificaciones de la dieta se evita o se minimiza la ganancia de peso posterior a dejar de fumar.
    • Relajación: Aunque el estrés puede elevar la TA, la realización de técnicas de relajación para controlarlo no está del todo claro que tenga efectos en lo que a disminución de las cifras de TA se refiere.
    • En resumen las modificaciones en los estilos de vida consistirían en la realización de una dieta baja en sal, baja en grasas y baja en calorías con un alto contenido en frutas y vegetales, una actividad física moderada que junto a la dieta le ayude a mantenerse dentro de los límites de peso más adecuados, un consumo moderado de alcohol y evitar cualquier forma de tabaco.
 
  • Tratamiento farmacológico. Son muchos los fármacos que actualmente se utilizan para tratar la HTA con mecanismos de acción diferentes. En grandes rasgos los podemos dividir en dos grandes grupos, aunque esta división no es del todo correcta, si sirve para hacer una aproximación. Los dos grupo son: vasodilatadores y no vasodilatadores. Los del primer grupo lo que hacen es aumentar el diámetro de los vasos sanguíneos con el fin de reducir la resistencia que estos ofrecen al paso de la sangre, los del segundo utilizan otros mecanismos como pueden ser los diuréticos que lo que hacen es facilitar la eliminación de líquidos por parte del organismo y así disminuir la cantidad de líquido que tiene que mover el corazón. Habitualmente el tratamiento farmacológico se empieza unos meses después de haber sido diagnosticada la enfermedad y haber comenzado el tratamiento dietético y se comienza con un solo fármaco al que se irán asociando otros si la respuesta no es la más favorable.
  • Otros tratamientos. Si la hipertensión es secundaria a la toma de algún fármaco se debe realizar la retirada del mismo, siempre bajo la supervisión del médico. Si es secundaria a alguna enfermedad el tratamiento de la misma, habitualmente, ayuda de forma importante a controlar la hipertensión

El tratamiento de la hipertensión se debe seguir durante muchos años o incluso durante toda la vida, si la hipertensión es moderada, no se asocia a otros factores de riesgo, se controla con medidas dietéticas y un solo fármaco a dosis bajas y se realiza un buen cumplimiento se puede intentar realizar la retirada del fármaco al cabo de un año, siempre y cuando se mantengan las medidas higienico-dietéticas y los correspondientes controles.

¿QUE PERSPECTIVAS DE NUEVOS TRATAMIENTOS EXISTEN?

Cada poco tiempo están surgiendo nuevos fármacos para el tratamiento del hipertenso que con menos dosis y menos efectos secundarios obtienen unos beneficios similares a los anteriores. Investigaciones recientes han demostrado que dosis bajas de aspirina (la mitad de una aspirina infantil) al día disminuye el riesgo de infartos en los pacientes hipertensos. No obstante la HTA es un campo en el que hay abiertas muchas líneas de investigación que darán pronto sus frutos.

 

¿PUEDE CURARSE LA HIPERTENSION ARTERIAL?

NO. La HTA es una enfermedad crónica que habitualmente responde bien al tratamiento ya sea dietético o junto con la toma de fármacos pero lo más que se llega a hacer es controlarla y mantenerla dentro de límites normales lo que hace que la morbi-mortalidad prácticamente se iguale a la de las personas no hipertensas.

¿QUE FACTORES DE RIESGO TIENE LA HIPERTENSION ARTERIAL?

La hipertensión por si misma es un importante factor de riesgo como ya se ha comentado, sin embargo habitualmente se asocia con otros factores de riesgo, que a parte de serlo de la hipertensión también actúan como factores de riesgo independientes y que por lo tanto deben de ser controlados y tratados y que son la hipercolesterolemia, la diabetes, el tabaquismo y la obesidad, principalmente.

¿COMO SE PREVIENE LA HIPERTENSION ARTERIAL?

Para prevenir o retrasar la aparición de la hipertensión sería recomendable seguir las modificaciones de los estilos de vida que ya se han comentado al hablar del tratamiento. Una dieta rica en fruta, vegetales y alimentos con escasa cantidad de grasa y de alcohol, la realización de forma continuada de una actividad física moderada y también la disminución de la cantidad de sal que se utiliza para cocinar serían medidas eficaces para la prevención.

¿QUE CONTROLES DEBE HACERSE UNA PERSONA HIPERTENSA?

Es recomendable que toda persona hipertensa realice cada tres o seis meses una toma de T.A. o con más frecuencia si su médico lo considera oportuno. Anualmente su médico debe realizarle una exploración física completa en la que se debe incluir el pesado y el tallado y un electrocardiograma y cada dos años, siempre y cuando la primera fuese normal, una analítica en la que se incluya determinación del colesterol, de la glucemia, de las funciones renal y hepática.

Si a parte de la hipertensión se tiene también diabetes o hipercolesterolemia hay que realizar los controles analíticos correspondientes.

¿QUE NO DEBE HACER UNA PERSONA HIPERTENSA?

Como ya se ha comentado la hipertensión es uno de los factores de riesgo más importantes para sufrir enfermedades que originan un gran número de muertes, por eso el paciente hipertenso tiene que seguir todas las recomendaciones que le sean dadas por su médico y ser relativamente estricto a la hora de realizar el tratamiento, no solo el tratamiento farmacológico, que habitualmente es el más fácil de realizar, sino también las modificaciones en la forma de vida que le sean recomendadas y que es lo que habitualmente cuesta un mayor trabajo.

En ningún momento se deben de tomar decisiones sobre el tratamiento, como sería abandonarlo ante una determinación de T.A. normal, sin consultar con el médico porque la hipertensión no se cura, y el hallazgo de cifras normales significa que el tratamiento es el adecuado y que además está haciendo el efecto deseado y esas cifras normales se deben a es efecto, con lo que abandonarlo sería volver otra vez al punto de partida.

 

¿QUE DEBE HACER UNA PERSONA PARA SABER SI ES HIPERTENSA?

Ante síntomas como los comentados antes de mareos, debilidad, cefalea sobre todo occipital, debe acudir a su médico para que le realice una toma de T.A., si esta es normal y tiene menos de 40 años debería realizar controles cada cuatro o cinco años, y si tiene más de 40 años los debería realizar cada uno o dos años.

Una sola determinación con valores por encima de lo normal no es diagnóstica de hipertensión, hay que realizar tomas seriadas durante un periodo de tiempo antes de realizar el diagnóstico definitivo.

¿QUE DEBE USTED DE SABER?

Hay un tipo de hipertensión conocida con el nombre de hipertensión de bata blanca que consiste en que personas que no son hipertensas, cuando el médico les hace una determinación de T.A. la tienen elevada y cuando esta determinación se realiza por otra persona o por ellos mismos en su domicilio está dentro de los valores normales. Para descartar este tipo de falsa hipertensión hay procedimientos de automedición de la T.A. por medio de aparatos automáticos o también sistemas para monitorizar la T.A durante las 24 horas del día. Así al realizar un diagnóstico correcto se evita que gente no hipertensa esté realizando un tratamiento que no debería hacer.

La causa más importante de refractariedad de la hipertensión es el incumplimiento del tratamiento, fundamentalmente del tratamiento higienico-dietético (dieta con sal, consumo de alcohol, etc.) o del farmacológico. Es importante la realización del tratamiento de una forma adecuada ya que sino la hipertensión es una enfermedad potencialmente mortal.


Bibliografia:

1- Gordon H. Williams. Vasculopatía Hipertensiva. En: Harrison. Principios de Medicina Interna. Harrison . Ed. McGraw-Hill-Interamericana. España 1998: 1574-89.

2- Hanson L et al. Effects od intensive blood-pressure lowering and low-dose aspirin in patients with hypertension: principal results of the Hypertension Optimal Treatment (HOT) randomised trial. Lancet 1998; 351: 1755-62.

3- Gil Gillén VF y Merino Sánchez J. Hipertensión Arterial. En: Curso de preparación de oposiciones para médicos de atención primaria. Universidad Miguel Hernandez. Ediciones MAYO 1998: 1-14.

4- The Sixth Report of the Joint National Committee on Prevention, Detection, Evaluation, and Treatment of High Blood Pressure. Archives of internal medicine.1997; 157 (NOV 24): 2413-44.

5- D. Burtner. Hipertensión esencial. En: Griffith. Los 5 minutos clave en la consulta de atención primaria. Editorial médica. 1996: 566-7.

6- Pamela J. Davis. Hipertensión. En: Toma de decisiones en medicina. Editorial Doyma 1995: 56-9

7.- Olivia Vynn Adair, Cardiology Secrets. Filadelfia: Hamley & Belfus, INC. 2001.

 

 

   
Aviso a pacientes: La información de este sitio está dirigida a profesionales de la Medicina y al Público en general. Su contenido no debe usarse para diagnosticar o tratar problema alguno. Si tiene o sospecha la existencia de un problema de salud, consulte a su médico de cabecera.
barra de navegacion