Sábado, 30 de agosto de 2014
 Primeras visitas
 Si no tiene experiencia  o es la primera vez
 Profesionales
 Búsquedas generales
 Búsquedas en
 1200 revistas
 Calidad de vida
 Casos Clínicos
 Congresos:
 especialidades
 Congresos: temas
 Diagnóstico
 Directrices y Guías
 Clínicas
 Enfermería
 Estudiantes Ciencias
 de La Salud
 Libros en Castellano
 Medicina de Familia
 Medicamentos
 Medline: evidencias
 médicas
 Medline simplificado
 Memoria OPE
 Meta-análisis
 Ministerio S y C
 MIR
 Otras bases de datos
 Perlas médicas
 Reacciones adversas
 Revistas a texto
 completo
 Toma de decisiones
 Trabajo, empleo,
 becas
 Tratamiento
 Pacientes
 Problemas comunes de  Salud. Diagnóstico,
 tratamiento, calidad de
 vida, etc.
 Novedades
 Agencias  Internacionales
 Agencias Nacionales
 Alertas Médicas
 Áreas de interés
 Especialidades
 Procesos comunes
 Utilidades
 ¿Cómo busar recursos  médicos en Internet?
 ¿Cómo utilizar
 Medline?
 Formación continuada:  curso online
 Inscripción
 Recibir diariamente
 las novedades
 Traductor
 Viajes
 

[Volver a índice]

Envíe esta página a un amigo Envíe esta página a un amigo


>> Portada > Pacientes > Libro de pacientes > Atragantamiento


ATRAGANTAMIENTO
Dr. Eric Petersen. Especialista en Medicina Familiar y Comunitaria. Hospital Central de Asturias. Oviedo. España.


Índice:

¿Qué es un atragantamiento?

¿Qué actitud tomar ante un atragantamiento en un niño mayor o en un adulto?

¿Qué actitud tomar ante un atragantamiento de un lactante o un niño de corta edad?

Información en español seleccionada en Internet

Actualización permanente

Actualizado: agosto de 2004


¿QUE ES UN ATRAGANTAMIENTO?

Se denomina atragantamiento a la obstrucción de la via aérea por un cuerpo extraño, provocando un cuadro repentino de asfixia, que si no se resuelve provoca una hipoxia grave, que da lugar a inconsciencia, seguida de parada cardiorrespiatoria y muerte.

¿QUE ACTITUD TOMAR ANTE UN ATRAGANTAMIENTO EN UN NIÑO MAYOR O EN UN ADULTO?

Para intentar resolver esta grave situación se deben realizar una serie de maniobras, cuyo objetivo es lograr la expulsión del cuerpo extraño, y que variarán según la víctima sea un lactante, un niño o un adulto, y según la obstrucción de la via aérea sea completa o incompleta.
Ante esta situación, una de las personas que la presencien debe encargarse de avisar a los servicios de emergencia, explicando claramente la naturaleza de lo ocurrido y la localización precisa del suceso, para poder organizar el traslado urgente del paciente al centro hospitalario más cercano en caso de ser necesario.

  • Obstrucción parcial: El paciente presenta gran agitación, con una respiración mas o menos dificultosa, con tos y/o estridor, y con tendencia refleja a llevarse las manos a la garganta. El paciente está habitualmente consciente, por lo que la persona que le auxilia debe animarle a toser. Si la dificultad respiratoria empeora o se deteriora el nivel de conciencia, se procederá como si la obstrucción fuese completa. Si el paciente permanece estable, pero no logra expulsar el cuerpo extraño con la tos, se le trasladará al hospital para su valoración y, en su caso, extracción instrumental del cuerpo aspirado.

  • Obstrucción completa: El paciente con obstrucción completa no puede hablar ni toser y en poco tiempo pierde el conocimiento.
    La obstrucción completa se reconoce por la resistencia a la ventilación artificial y la ausencia de movimientos de ascenso o descenso del tórax a cada intento de ventilación.
    Es necesario actuar rapidamente. En primer lugar se debe inspeccionar la boca y la faringe, despejándola de cuerpos extraños mediante barrido con el dedo. Seguidamente se realizar la maniobra de Heimlich; cuyo objetivo es aumentar la presión intratorácica mediante compresiones del abdomen o del tórax, para que se genere un flujo aereo espiratorio capaz de expulsar el cuerpo extraño enclavado en la via aérea.
 

La maniobra de Heimlich se realizará de modo diferente según el paciente esté consciente o inconsciente.

  • Paciente consciente: Se realiza con el paciente sentado o de pie. El reanimador se situa por detrás del paciente, rodeando con sus brazos el abdomen de este; acto seguido cerrará una mano sobre la otra (ver figura) sobre el epigastrio del paciente, y realizará tres o cuatro compresiones de forma rápida y ascendente. En embarazadas y pacientes muy obesos, puede realizarse la maniobra de modo similar, pero comprimiendo sobre el tórax, a nivel del tercio inferior del esternón, por encima del apéndice xifoides, en la zona donde se realiza el masaje cardiaco. Esta maniobra se repetirá hasta lograr la expulsión del cuerpo extraño o hasta la inconsciencia del paciente.

  • Paciente inconsciente: Se colocará al paciente en posición decubito supino (tendido boca arriba) sobre el suelo. Se inspeccionará la bucofaringe, despejándola de cuerpos extraños con el dedo. Seguidamente el reanimador se situará a horcajadas sobre los muslos del paciente. Colocará la cara palmar del puño sobre el epigastrio del paciente y cubrirá el puño con la otra mano. Luego presionará de modo rápido y ascendente repetidamente hasta lograr la expulsión del cuerpo extraño. Como en la maniobra anterior, en embarazadas y obesos se realizará la compresión sobre el tórax, en la zona de masaje cardiaco.

    Tras realizar la maniobra se inspeccionará nuevamente la boca y se intentará hacer dos ventilaciones boca a boca. Si al intentar ventilar al paciente se constata que no entra aire (no se eleva el tórax), continúa presentando una obstrucción completa, por lo que se reiniciarán las maniobras de compresión abdominal o torácica.

¿QUE ACTITUD TOMAR ANTE UN ATRAGANTAMIENTO DE UN LACTANTE O DE UN NIÑO DE CORTA EDAD?

Se sospechará atragantamiento, ante un lactante, que presenta tos, estridor y dificultad respiratoria de inicio brusco, que puede progresar en poco tiempo a pérdida de conciencia y parada cardiorrespiratoria.
Si al intentar ventilarle observamos que no entra aire, es decir no se eleva el tórax, debemos proceder a realizar maniobras de desobstruciión de la via aérea.

En primer lugar haremos una inspección visual de la boca, y extraeremos, si los hay, cuerpos extraños visibles. Nunca haremos, en un lactante o niño pequeño, barrido con el dedo a ciegas, ya que podemos empeorar la situación, empujando el contenido de la cavidad oral hacia las vias respiratorias.

Seguidamente realizaremos series de golpes dorsales y compresiones torácicas.

Los golpes dorsales consisten en administrar golpes en la zona interescapular, con el talón de la mano, mientras se sujeta al niño en posición decúbito prono (boca abajo), sobre el antebrazo del reanimador, manteniendo la cabeza del niño más baja que el tronco.

Las compresiones torácicas se aplicarán colocando al niño en decúbito supino, sostenido sobre el antebrazo del reanimador, con la cabeza siempre más baja que el tórax y realizando la presión sobre el esternón, en la zona indicada para el masaje cardiaco.

Se recomienda hacer series de cinco golpes dorsales y cinco compresiones torácicas. Tras cada serie se inspeccionará la cavidad oral , se extraerán, si los hay, los cuerpos extraños visibles, y se administrarán dos ventilaciones.

Si no se ha extraido el cuerpo extraño, se reanudará el ciclo de cinco golpes, cinco compresiones, inspección de cavidad oral, extracción de cuerpos extraños visibles y dos ventilaciones.

 


Información en Español seleccionada en Internet

- Atragantamiento en el niño (Guía del niño)

- Atragantamiento (Medicina de Familia)

- Atragantamiento en adultos (Universidad de Chile)

- Prevención y actuación en accidentes domésticos (meducacionparalasalud)

Actualización permanente en Medlineplus (Institutos Nacionales de la Salud. EEUU):

Choking | Traducción al Español

 

Bibliografia:

1- Jackson R.E. Reanimación cardiopulmonar Básica. Tintinalli J.E.,Ruiz E.,Krome R.L., Medicina de urgencias. México : Mc Graw-Hill Interamericana 1997; 45-47

2- Guidelines for cardiopulmonary resucitation and emergency care. JAMA 1992 268: 2171

3.- Luane K.W.. Ricky L., Environmental Health Secrets. Filadelfia: Hamley & Belfus, INC. 2000.

 

 

   
Aviso a pacientes: La información de este sitio está dirigida a profesionales de la Medicina y al Público en general. Su contenido no debe usarse para diagnosticar o tratar problema alguno. Si tiene o sospecha la existencia de un problema de salud, consulte a su médico de cabecera.
barra de navegacion